Motivos para someterte a una terapia de regresión

En el nombre de terapia de regresión se conoce a un procedimiento en el cual se consigue que el paciente alcance un estado expandido de conciencia que hace posible acceder a memorias ancestrales permitiéndole revivir situaciones enterradas en su mente.

Es un tratamiento individualizado que se utiliza muy frecuentemente para eliminar traumas que se encuentran alojados en el subconsciente, constituyendo una potente herramienta para alcanzar una curación efectiva.

Algunas ventajas de someterse a una terapia de regresión.

Entre los numerosos beneficios que los pacientes pueden conseguir al someterse a una terapia de regresión se pueden nombrar:

Hace posible revivir situaciones que se repiten constantemente. De esta manera se puede disponer un tratamiento efectivo para superar ciertas barreras mentales y emocionales. Este tipo de barreras pueden tener su origen en periodos anteriores e incluso en vidas anteriores del paciente que ocasionan ciertos bloqueos que se manifiestan en forma de trastornos como enfermedades mentales, fobias, bloqueos energéticos, etc.

Ayuda en el tratamiento de enfermedades físicas que tienen un claro factor psicológico asociado. En adicciones como el consumo de drogas, el alcohol o el tabaco pueden tener su raíz en ciertos traumas ocurridos en vidas anteriores. La rememoración de dichos momentos decisivos de la vida del paciente puede ayudar a superar esos momentos traumáticos ayudando a una sanación efectiva.

Es una terapia que resulta muy indicada para personas que se ven afectadas por tristeza, angustia, depresión, ansiedad, desequilibrio emocional, culpa, trastornos de tipo nervioso y en definitiva para todas aquellas personas que necesitan vencer algún obstáculo situado en su interior que les impide tener un nivel de felicidad adecuado.

Permite liberar al cuerpo de memorias ancladas. La terapia de regresión permite conectar al paciente con una emoción que en un momento anterior de su vida tuvo lugar, liberándole de la misma y permitiendo que alcance una adecuada sanación emocional. La toma de conciencia de los patrones de conducta que se encuentran en el subconsciente permite reprogramarlos, en caso de que sea necesario, iniciando un camino hacia la sanación integral.

Mejora de las relaciones sociales, otra ventaja de esta terapia

Además de las innumerables ventajas desde el punto de vista emocional, la terapia de regresión hace posible mejorar las relaciones personales y sociales. Evocando épocas anteriores del paciente, incluso vidas anteriores, es posible comprender, incluso perdonar ciertas experiencias que han tenido lugar y que han provocado un cambio en su comportamiento. Corrigiendo esa conducta el paciente puede experimentar una mejoría en sus relaciones sociales, mejorando su calidad de vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *